Porsche planea invertir hasta 2022 alrededor de 6.000 millones de euros en movilidad eléctrica, que incluye tanto vehículos híbridos enchufables como eléctricos cero emisiones.

En un comunicado, Porsche ha destacado hoy que esto significa que ha “más que duplicado” su gasto previamente planificado para la movilidad eléctrica, que cifró anteriormente en 3.000 millones de euros.

De esos 3.000 millones de euros adicionales que ahora contempla invertir, 500 millones los destinará a desarrollar los modelos y versiones de la gama Taycan.

Alrededor de otros 1.000 millones de euros los dedicará a la electrificación e hibridación de su gama de productos existente.

También “cientos de millones” a la expansión de sus centros y otros 700 millones de euros en nuevas tecnologías, infraestructura de carga y movilidad inteligente.